Reflexiones - Por Florentina Arreola

Jesús nos llamó. Vino a ti y a mi súbitamente. Nos revelo quien es Él. Salimos de donde estábamos sin saber en ese momento lo que sería de nuestra vida. A medida que pasamos tiempo en sus enseñanzas y caminamos siguiéndolo obtenemos la seguridad de que Él si sabe lo que está haciendo en nuestro corazón. Apreciamos la magnitud de su gloria, la grandeza de su poder, su paciencia. 

Estamos aprendiendo de su ejemplo. 

Dimos los primeros pasos y estamos creciendo con su dirección y Él sigue ahí; nos guía dándonos de su gracia y nos enseña lo más importante de ser hijos de Dios; sentir que somos justificados por la fe en Jesús. El es el objeto de nuestra fe. 

Pero; ¿nos examinamos cada día? Él es siempre el mismo. Dejemos que nuestra actitud sea con buena disposición a caminar en dependencia de Dios hasta el día de Jesucristo. Cada mañana es una oportunidad para ponernos en marcha con fe en Dios… edificando nuestra confianza en El.

En este camino hay un trabajo que tenemos que hacer nosotros de buena voluntad, sinceramente, como el apóstol Pablo. 

Sus enseñanzas nos dan una visión más amplia del amor verdadero y vemos lecturas como la del amor a los enemigos  en (Mateo 5:38 al 48) para amar hay que morir, como Él lo hizo. Perdonar, ceder, darnos, entregar nuestro tiempo... No ver más  mí ombligo y quitar la viga de mis ojos. Amar es orar y llorar por mi enemigo. Este versículo que dice: Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro padre que está en los cielos es perfecto; nos invita a dejar a Jesús actuar en nosotros. Lo bueno es que vemos que cada día tiene su lucha y que como Él lo prometió está siempre con nosotros cuando le necesitamos.  

Si amamos a Dios obedecemos sus mandamientos; y cuando hay obediencia hay crecimiento. Y ese crecimiento da fruto y nos lleva a predicar con amor a todas las almas perdidas. Sólo en su amor tenemos la victoria. 

Prosigamos a la meta  (Lucas 12:22) (Filipenses  20:20,21) decididos que nada nos detenga, aferrados a la seguridad de que Él completara la obra en nosotros.

En Dios lo tenemos todo y Dios nos habla y de esa misma forma así nosotros también con las palabras más sencillas podemos ser escuchados como hijos amados.

Somos herederos de las promesas y tendremos una morada en el cielo. Si pensamos, actuamos y vivimos en el espíritu de Dios, tendremos la paz, fortaleza y la esperanza de que todo lo que suceda en nuestra vida es para un propósito. 

Que la luz de Jesús resplandezca dentro de nosotros. Amén. 

Blog

Si no hay gozo, no se va a ver gozo

Esto sonará un poco tonto pero es tal cual os lo voy a contar... Cuando empecé las prácticas en el estudio de fotografía el año pasado aprendí algo muy rápido; la gente quiere lo que tienen los demás.  Al estudio venían personas con fotos preciosas que encontraban en internet y nos pedían que...
Leer más

Dolor al sembrar, alegría al recoger

"Los que sembraron con lágrimas, con regocijo segarán." Salmos 126:5 El trabajo en el campo es uno de los más sacrificados. El campo no entiende de festivos o de días libres; la tierra sigue su curso cada día y hay muchos enemigos para ella como animales, lluvias, heladas, granizos etc. Pero...
Leer más

Comencemos Septiembre con ánimo!

El sábado día 1 de septiembre lo empezamos en el campo toda la iglesia juntos disfrutando de un día expléndido. Y para hacer más maravilloso este comienzo de mes continuamos el día 2 con un ayuno congregacional. ¡Así se empieza bien un mes! Bien es cierto que este es un mes de comenzar a trabajar,...
Leer más

Acantilado, balón, niño

Tres palabaras y ya se masca la tragedia; acantilado,balón, niño.  Hace un par de días salí a dar un paseo por una zona preciosa con algunos amigos. El lugar no es el apropiado para llevar un balón pero los niños no entienden de lugares idóneos, ellos solo lo llevan y ya. En un momento en el...
Leer más

DARSE PARA DIOS - NOEMÍ LOZANO

Estos días el pastor nos ha hablado sobre el "Darse para Dios"  por completo. Una persona que se da para Dios es aquella que busca la santidad y la voluntad del Padre.  ¿Cómo puedo darme yo al Señor si no conozco la palabra? Cada uno debe hacerse esta pregunta y examinarse a sí mismo. En...
Leer más

5 Aniversario EliAntorcha

        Falimia EliAntorcha está de aniversario, 5 años ya!!!         Ya muchos de vosotros conocéis la historia de cómo empezó eliantorcha.com y como sabéis, comenzó siendo un proyecto local e interno sólo para la...
Leer más

Lamento de Jeremías - Por Lucía Vaamonde

Jeremías 20:7-13 Éste es uno de los pasajes de La Bilblia que más me gusta porque en estos versículos vemos la sinceridad de Jeremías. Aunque Jeremías estaba sufriendo, no se olvidaba de que Dios estaba con él "como poderoso gigante" y así como estaba con Jeremías está hoy con nosotros.  Cada...
Leer más

La misión del cristiano - Por Verónica da Silva

La gran Misión del Cristiano es llevar la buenas nueva de Salvación, es un cometido que todo aquel que es nacido de nuevo debe hacer. Para el Cristiano el evangelizar tiene que ser algo primordial en su vida no verlo como algo pesado si no motivo de alegría poder llevar y...
Leer más

Proyecto 365 - Mis 34

Como muchos sabréis mi vida está llena de retos y aventuras. Me gusta probarme a mi misma y proponerme cosas nuevas. Con motivo de mi 34 cumpleaños llegó un nuevo reto a mi vida. Hace tiempo que tenía ganas de hacer un 365. ¿Qué es un 365? Es un proyecto fotográfico que consiste en hacer 365...
Leer más

Ocho

"Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos." Mateo 18:20 Como sabéis empezamos una obra en Santiago de Compostela y de momento lo único que tenemos allí es un punto de misión. Todavía no hay iglesia, nuestro propósito allí es evangelizar todo lo que...
Leer más